Por Mike Wackett (The Loadstar) –

Las vacaciones de la Semana Dorada de China de este mes hicieron que las tarifas al contado de los contenedores de Asia a los EE.UU. se redujeran, mientras que las tarifas a corto plazo a Europa subieron algunos puntos porcentuales.

Los componentes de Asia a EE.UU. del Índice Báltico de Freightos (FBX) registraron un descenso del 7% tanto en los puertos de la costa oeste como en los de la costa este de EE.UU., situándose en 16.749 y 19.429 dólares por 40 pies respectivamente.

Por su parte, el Índice Mundial de Contenedores (WCI) de Drewry, que no incluye las tarifas de las primas, perdió un 8% en la costa oeste, hasta los 11.173 dólares por 40 pies, mientras que en la costa este el índice bajó un 5%, hasta los 15.110 dólares por 40 pies.

Por otra parte, el índice Ningbo Containerized Freight Index (NCFI), que refleja las tendencias de las tarifas al contado, vio cómo su índice de la costa oeste de EE.UU. descendía ligeramente, un 0,8%, y su índice de la costa este bajaba un 0,7%, ya que informó de «cargas completas» para las salidas de esta semana.

No obstante, parece que algunos transportistas han tenido la oportunidad de hacerse con espacio a precios muy reducidos en ofertas de última hora durante el periodo vacacional, debido a los cortes de energía que provocaron recortes en la producción.

Shabsie Levy, cofundador y director general de la empresa transitaria online Shifl, declaró a The Loadstar que en las últimas semanas había disminuido la carga conjunta y que se había vendido espacio transpacífico a los transitarios con descuento.

«Estábamos pagando 17.000 dólares por feu, pero más recientemente las tarifas han caído a 8.000 dólares», dijo. «Los transitarios tienen espacio que llenar y una vez que uno baja su precio los demás se ven obligados a seguirlo».

En el caso de Asia-Europa, tanto los índices FBX como WCI registraron pequeños aumentos porcentuales, el FBX subió un 1% tanto en los puertos del Norte de Europa como en los del Mediterráneo, hasta 14.703 dólares y 13.121 dólares por 40 pies, respectivamente.

El componente de Europa del Norte del WCI aumentó un 2%, hasta 14.807 dólares por 40 pies, y su lectura para el Mediterráneo subió un 1%, hasta 13.765 dólares por 40 pies.

Los fletes al contado de contenedores en el transatlántico se mantuvieron esta semana, según el WCI, en 6.209 dólares por 40 pies, mientras que el FBX aumentó un 2%, hasta 6.986 dólares por 40 pies.

Las tarifas de los fletes entre el norte de Europa y la costa este de EE.UU. se han disparado en más de un 200% desde marzo, ya que los transportistas retiraron capacidad para desplegarla en rutas más lucrativas, a pesar de la fuerte demanda. Sin embargo, los cargadores de la ruta se enfrentan a un aumento de los recargos a medida que empeora la congestión en los puertos de la costa este de Estados Unidos.

Por ejemplo, MSC ha comunicado a sus clientes que, a partir del 1 de noviembre, aumentará su PSS (recargo de temporada alta) a Savannah de 1.700 a 3.700 dólares por 40 pies.

Sin embargo, la verdadera mala noticia para los cargadores es que los analistas prevén ahora que las restricciones de la oferta y la demanda, con la consiguiente corrección de los fletes, no se produzcan al menos hasta el tercer trimestre del próximo año, revisando las anteriores predicciones de una vuelta a algún tipo de normalización después del Año Nuevo chino en febrero.

En su última revisión del mercado, el analista Maritime Strategies International afirmó que, en su opinión, «es muy probable que el sector no recupere los ingresos medios por unidad anteriores a la pandemia», y añadió que «es defendible que no se vuelvan a ver esos niveles en nuestro horizonte de previsión».