Irán ha enviado una advertencia oficial a los Estados Unidos contra las amenazas a los buque petroleros iraníes que se dirigen a Venezuela, según informó la agencia estatal de noticias de la República Islámica.

El domingo el Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán convocó al enviado suizo Markus Leitner, que representa los intereses de Estados Unidos en la República Islámica, para advertirle que cualquier medida que se tome contra los buques petroleros iraníes será «recibida con una respuesta rápida y decisiva», informó IRNA, citando al Ministerio de Relaciones Exteriores.

La notificación se produce después de los informes que indican que Irán está ayudando a Venezuela, que también está sujeta a sanciones de Estados Unidos, para aliviar una importante escasez de gasolina. El Ministro de Relaciones Exteriores de Irán, Mohammad Javad Zarif, también envió una carta al Secretario General de las Naciones Unidas Antonio Guterres, advirtiendo contra la acción de los Estados Unidos en el Caribe para interferir con las entregas de combustible iraní a Venezuela, dijo IRNA.

Al menos cinco buques tanqueros entraron en el Mar Mediterráneo en los últimos 10 días los cuales estaban previamente en Irán, según los datos de seguimiento de buques recopilados por Bloomberg la semana pasada.

El viceministro de Relaciones Exteriores Abbas Araghchi le dijo a Markus Leitner el domingo que las relaciones comerciales entre Irán y Venezuela son legales y legítimas y que las «acciones de intimidación y coerción» de los Estados Unidos equivalen a «piratería y una amenaza a la libertad de navegación», según IRNA.

Con su economía estrangulada, Venezuela ha recurrido a Irán, un aliado cuya economía también está sujeta a severas sanciones estadounidenses, para ayudar a aliviar una importante escasez de combustible con la mezcla de componentes, piezas de repuesto y personal técnico.