Un miembro de la tripulación de un buque pesquero con base en Rhode Island tuvo que ser evacuado durante el fin de semana tras ser picado por una raya frente a Long Island, Nueva York, informó la Guardia Costera de los Estados Unidos.

La víctima fue evacuada del buque de pesca comercial Shelby Ann a unas 40 millas al suroeste de Montauk el domingo por la noche.

Los vigilantes del centro de mando del Sector Long Island Sound de la Guardia Costera de EE.UU. recibieron una notificación por el canal 16 de radio VHF de que un miembro de la tripulación había sido alcanzado por una púa de raya por debajo de la rodilla y mostraba signos de shock.

El centro de mando consultó con un cirujano de vuelo de la Guardia Costera de EE.UU. que recomendó la evacuación médica. Un helicóptero MH-60 Jayhawk de la Estación Aérea de la Guardia Costera de los EE.UU. en Cape Cod lanzó y desplegó un nadador de rescate para llevar a cabo un izado y la evacuación médica del hombre herido.

El paciente fue trasladado con seguridad al Hospital de Rhode Island y se informa que se encuentra en condición estable.

Las lesiones provocadas por las rayas son causadas por las espinas venenosas que tienen en la cola y que pueden levantar cuando son atacadas por depredadores o pisadas. Las personas suelen sufrir picaduras en las extremidades inferiores, generalmente cuando los buceadores o nadadores las pisan accidentalmente. Las picaduras mortales son extremadamente raras, pero no del todo desconocidas. El caso más notable es la muerte en 2006 del zoólogo y conservacionista australiano Steve Irwin, alias «El cazador de cocodrilos», que murió tras ser atravesado en el pecho por una raya mientras filmaba en la Gran Barrera de Coral.

El buque pesquero Shelby Ann tiene su puerto en Point Judith, Rhode Island.

A principios de este mes, el Sector de la Guardia Costera de Nueva Orleans evacuó a un pescador comercial con una grave lesión en la pierna tras el ataque de un tiburón a unas 35 millas al sureste de Grand Isle (Luisiana).