Más del 70 % de la producción de petróleo del Golfo de México de Estados Unidos permaneció cerrada el domingo después de que los operadores petroleros cerraran sus instalaciones y evacuaran a los trabajadores de la costa antes del huracán Barry.

El huracán Barry tocó tierra en Louisiana el sábado y desde entonces se ha debilitado hasta convertirse en una tormenta tropical. Según un informe de la CBS del sábado, Barry dejó a 70.000 personas sin electricidad: 67.000 en Louisiana y 3.000 en Mississippi.

En cuanto a los efectos en la industria del petróleo y el gas en alta mar, como se informó la semana pasada, los operadores como Shell, Anadarko, BP, Byron y otros habían evacuado plataformas y perforadoras previniendo la tormenta y habían cerrado la producción en todas sus instalaciones Costa Afuera..

Según la última actualización de la Oficina de Seguridad y Cumplimiento Ambiental de Estados Unidos publicada el domingo, el 72,82 por ciento de la producción de petróleo en el Golfo de México se había interrumpido, lo que equivale a 1.376.265 barriles de petróleo por día.

Por.www.oilandgaspeople.com