Los bomberos han controlado un gran incendio en el puerto irlandés meridional de Cork y no se ha informado de ninguna baja, según dijo el sábado la autoridad portuaria, que recientemente ha empezado a ofrecer más viajes directos «a prueba de Brexit» a Europa continental.

El incendio comenzó en un almacén de grano en un muelle de aguas profundas utilizado para servicios de carga, dijo la autoridad portuaria poco después de las 0930 GMT, instando a los residentes locales a mantener todas las puertas y ventanas cerradas y permanecer en el interior.

Se dijo poco más de una hora después que el fuego estaba bajo control.

«Los servicios de emergencia permanecen en el lugar para monitorear el área. Las operaciones de los barcos en Ringaskiddy (Deepwater Berth) han sido suspendidas», dijo la autoridad portuaria en Twitter.

Las imágenes publicadas en los medios sociales por los residentes locales mostraban una gran nube de humo negro procedente del puerto.

Las compañías de transbordadores han aumentado los servicios de carga directa entre Irlanda y Francia en respuesta a la demanda de una ruta alternativa al «puente terrestre» británico que utilizan unos 3.000 camiones cada semana para enviar mercancías hacia y desde el continente europeo.