Hin Leong Trading y Ocean Tankers se han declarado en bancarrota y el primero ha revelado tener 800 millones de dólares en pérdidas por el comercio del petróleo a futuro.

El comerciante de petróleo de Singapur Hin Leong y su brazo naviero Ocean Tankers se presentaron el viernes en la Corte Suprema de Singapur buscando seis meses de protección contra la bancarrota de los acreedores por deudas de 3,85 millones de dólares con 23 bancos, según un informe de Reuters.

La presentación citó el colapso de los precios del petróleo y la pandemia de coronavirus, que golpeó la demanda de petróleo y elevó los costos de la compañía comercial.

Los intereses del grupo también incluyen a la tercera mayor empresa de abastecimiento de combustible de Singapur, Ocean Bunkering.

La declaración jurada firmada por el fundador de la empresa, Lim Oon Kuin, y revisada por la agencia Reuters, mostraba que, si bien Hin Leong trading informó de un beneficio de 78,2 millones de dólares para el año que finalizaba en octubre de 2019, en realidad había estado registrando pérdidas durante varios años, pero éstas no se habían hecho públicas.

En el expediente, Lim dijo que Hing Leong había «sufrido alrededor de 800 millones de dólares en pérdidas de «futuros» a lo largo de los años, pero que no se reflejaban en los estados financieros». A este respecto, había dado instrucciones al departamento de finanzas para que preparara las cuentas sin mostrar las pérdidas y les dijo que yo sería responsable si algo salía mal».

La empresa ha estado automáticamente protegida de los acreedores durante 30 días después de la presentación de la solicitud, mientras que los tribunales deciden si conceden un período de seis meses de protección por bancarrota.