HaiSea Marine, una sociedad conjunta entre la Primera Nación de Haisla y Seaspan ULC, recibió un contrato para construir y operar remolcadores de escolta y de puerto necesarios para las instalaciones de exportación de GNL de Canadá en Kitimat, Columbia Británica.

El valor del contrato de 12 años es de aproximadamente 500 millones de dólares canadienses (376,6 millones de dólares estadounidenses).

Durante las operaciones, los buques de GNL necesitarán remolcadores portuarios para proporcionar asistencia en el atraque y desatraque en Kitimat. Los remolcadores también proporcionarán transporte de material y personal, respuesta a emergencias marítimas, lucha contra incendios y lucha contra la contaminación por hidrocarburos.

Es más, se requieren remolcadores de escolta para escoltar a los buques de GNL desde Triple Island hasta las instalaciones de Kitimat, aproximadamente a 159 millas náuticas. Los remolcadores aún no han sido construidos y entrarán en servicio poco antes del inicio de la producción, que se estima para mediados de la próxima década.

Robert Allan, con sede en Vancouver, ha sido contratado para diseñar los nuevos buques.

La construcción de la planta de exportación de GNL en Kitimat, en la región de la Costa Norte de Colombia Británica, comenzará en 2019. Inicialmente consistirá en dos unidades de procesamiento de GNL denominadas «trenes», con capacidad para producir 14 millones de toneladas anuales de GNL, con la opción de ampliar el proyecto en el futuro a cuatro trenes.

Una vez terminada, la terminal de GNL será mantenida por la JGC-Fluor BC LNG Joint Venture (JFJV) y operada por LNG Canada, una empresa conjunta entre Shell, PETRONAS, PetroChina, Mitsubishi y Korea Gas Corporation (KOGAS).