ABS, la Universidad Tecnológica de Nanyang (NTU), en Singapur, y el Instituto de Seguridad y Formación en Amoníaco (ASTI) están colaborando en un estudio sobre el potencial del amoníaco para Singapur, explorando los retos de suministro, abastecimiento y seguridad de este combustible marino.

Bajo el título El amoníaco como combustible marino en Singapur: cadena de suministro, seguridad del búnker y posibles problemas, el estudio conjunto analizará los protocolos de seguridad y las posibles lagunas en la cadena de suministro del amoníaco como combustible marino, concretamente el búnker para los buques marinos.

ExxonMobil, Hoegh LNG, MAN Energy Solutions Singapur, Jurong Port, PSA Singapur y el Grupo ITOCHU, junto con sus asociados, son los socios iniciales del proyecto, que aportan información técnica sobre la manipulación del combustible marino, la transferencia de buque a buque y el abastecimiento de combustible en el puerto de Singapur.

«El amoníaco es un combustible con un importante potencial para las aplicaciones marinas y ABS está liderando la comprensión de los desafíos en el diseño y el funcionamiento seguro de los buques alimentados con amoníaco. También está claro que Singapur tiene el potencial de desempeñar un papel fundamental como ubicación estratégica para recibir, almacenar, consumir o abastecer de combustible al amoníaco. Estamos orgullosos de poder utilizar nuestra experiencia líder en la industria del amoníaco para contribuir a la comprensión de las oportunidades y los retos que presenta el amoníaco para el Puerto de Singapur», dijo Panos Koutsourakis, Director de Estrategia de Sostenibilidad de ABS.

«Este estudio conjunto es muy oportuno, ya que está en consonancia con el Centro de Excelencia de Energía Marítima y Desarrollo Sostenible (MESD) de la NTU de Singapur, centrado en la investigación de combustibles alternativos para la industria marítima, y el amoníaco es un combustible marítimo potencial clave. Estamos deseando trabajar con ABS y ASTI, en una colaboración apoyada por el Instituto Marítimo de Singapur, para profundizar conjuntamente en el conocimiento de varios aspectos de las aplicaciones marítimas del amoníaco. El esfuerzo de investigación está en sintonía con la estrategia de descarbonización marítima a largo plazo de Singapur, contribuyendo a un Singapur marítimo más sostenible», dijo la profesora Jasmine Lam Siu Lee, Directora del Centro de Excelencia de Energía Marítima y Desarrollo Sostenible de la NTU de Singapur.

«El amoníaco está llamado a desempeñar un papel importante en la descarbonización de la industria marítima y ASTI está muy satisfecho de formar parte de este estudio. Nos comprometemos a aportar toda la experiencia e información que podamos sobre la seguridad del amoníaco a este importante proyecto», dijo Gary W. Smith, Presidente y Director General de ASTI.

Por su parte, Brian Østergaard Sørensen -vicepresidente y director de I+D de la división de dos tiempos- de MAN Energy Solutions, afirmó:

«Consideramos que este estudio está estrechamente alineado con nuestra propia estrategia de cooperación con socios externos para desarrollar tecnologías sostenibles y creemos que el amoníaco es un candidato muy interesante como combustible de carbono cero. Una tecnología de motor adecuada es, por supuesto, clave y MAN Energy Solutions ya tiene un historial convincente en el desarrollo de motores que funcionan con combustibles alternativos. De hecho, nuestro objetivo es entregar el primer motor de dos tiempos alimentado con amoníaco en 2024. Estamos deseando aportar nuestra experiencia a este estudio en beneficio de Singapur, que es un centro de transporte marítimo tan importante.»

ABS es líder en el uso del amoníaco como combustible, apoyando a la industria con orientaciones, incluyendo el libro blanco sobre la sostenibilidad del amoníaco como combustible marino, que evaluó los desafíos en el diseño y el funcionamiento de los buques alimentados con amoníaco. Descargue una copia aquí. El primer buque del mundo preparado para el uso de amoníaco como combustible, un Suezmax clasificado por ABS, está ahora en construcción en China.