El Registro Naval de Panamá ha crecido un 4,1% durante el primer año de su nueva Administración.

Durante el primer año de la nueva administración la flota panameña ha visto un aumento de 8.m gt, o un crecimiento del 4.1%. Un tercio de los nuevos registros son buques de nueva construcción financiados por bancos internacionales que continúan depositando su confianza en Panamá como un centro marítimo con ventajas competitivas.

La Dirección General de Marina Mercante, que supervisa el Registro de Naves, ha dado prioridad a estar más centrada en el cliente y ha modernizado sus sistemas de procedimientos para agilizar y mejorar los diferentes métodos de trabajo, asegurando un mejor servicio al cliente; el cumplimiento internacional y un agresivo y activo plan de marketing internacional.

«El Registro de Embarcaciones de Panamá ha dado un giro y comienza a fortalecer su negocio de registro, con miras a reforzar su posición como líder mundial, tomando medidas innovadoras y coyunturales que impacten positivamente en la industria naviera mundial; esto se hará cada vez más evidente, debido a la reingeniería y modernización implementadas», dijo Rafael Cigarruista, director general de la Marina Mercante de Panamá.

«Para mantener nuestro liderazgo, se han establecido indicadores y mediciones en los procedimientos. El objetivo es traer un nuevo tonelaje y el número de buques necesarios para mantener el crecimiento sostenido que el registro había perdido en los últimos años», añadió Cigarruista.