El gigante naviero japonés NYK se ha convertido en miembro de la Red Marítima Anticorrupción (MACN), una red de negocios global que trabaja para realizar un comercio justo en toda la industria naviera, anunció la compañía.

La red tiene la visión de una industria marítima libre de corrupción y colabora con los gobiernos, autoridades, organizaciones internacionales y los principales interesados para identificar y mitigar las causas fundamentales de la corrupción en la industria marítima.

«NYK y las empresas de su grupo han puesto en práctica una serie de medidas para prevenir la corrupción y el soborno, y seguiremos prestando atención a las actividades comerciales justas para ganarnos la confianza de nuestros interesados», dijo la empresa.