El asunto no ha pasado desapercibido en Tenerife y se refiere a la entrada, esta mañana, del trimarán “Bajamar Express” –nombre netamente tinerfeño, tomado del barrio costero del municipio de La Laguna– en el puerto de la capital grancanaria, punto final de su viaje de posicionamiento tras su entrega el pasado 10 de julio en el puerto de Perth, en el occidente de Australia.

La razón se debe a que el nuevo trimarán de Fred. Olsen Express figura inscrito en la matrícula naval de Las Palmas de Gran Canaria, donde ahora tiene que pasar trámites e inspecciones en la Capitanía Marítima de aquella provincia para su abanderamiento.

Las redes sociales de Fred. Olsen Express han animado a que el mejor sitio para recibirlo es desde la playa de Las Alcavaraneras. Desde el amanecer ha moderado velocidad en su aproximación al puerto de su matrícula naval e incluso a la altura de La Isleta ha hecho una demora, de modo que ha entrado en torno a las 10 h, haciendo sonar el tifón, que ha sido contestado por algunos de los barcos surtos en el puerto grancanario, entre ellos el catamarán «Betancuria Express».

Fuente: www.puentedemando.com