La selección de tecnologías inapropiadas de vigilancia del petróleo en el agua puede poner en peligro el cumplimiento de las normas ambientales, ha advertido el fabricante líder del mercado de equipos inteligentes de vigilancia de la calidad del agua, Rivertrace. Su consejo a los propietarios de barcos que se enfrentan a la elección entre varias tecnologías de sensores diferentes adecuadas para aplicaciones específicas se ha publicado ahora en un nuevo informe técnico.

La supervisión del petróleo en el agua en los buques es necesaria para cumplir las medidas del MARPOL para la prevención de la contaminación por petróleo, así como en varias otras áreas. Las estrictas medidas que rigen la contaminación por hidrocarburos exigen que si la vigilancia no es eficaz, no se puedan realizar descargas, lo que constituye un importante incentivo operacional para que los propietarios de buques seleccionen las tecnologías adecuadas.

Mike Coomber, Director Gerente de Rivertrace dice: «La vigilancia del petróleo en el agua se utiliza en una amplia gama de aplicaciones marinas e industriales y es fundamental que los operadores sepan qué tecnología es la más apropiada para sus fines. La base de Rivertrace en la investigación y el desarrollo de todas estas soluciones significa que podemos ofrecer una visión equilibrada basada totalmente en las necesidades del cliente».