El capitán del portacontenedores APL England, que perdió 40 contenedores por la borda en Sydney el 24 de mayo, ha sido acusado hoy en el tribunal. El capitán del APL England compareció el lunes en el Tribunal de Magistrados de Wynnum enfrentando dos cargos relacionados con la pérdida de contenedores del buque.

Se le acusó del vertido de basura en el mar, y de contaminación y daño al medio ambiente marino en el mar costero de Australia o en la zona económica exclusiva de Australia. Los cargos conllevan multas máximas que superan los 300.000 dólares australianos.

La audiencia fue aplazada hasta el 12 de junio en el Tribunal de Magistrados de Brisbane.

Mientras tanto, el buque APL England sigue detenido en Brisbane.

El APL England, construido en 2001 y con una capacidad de 5.510 toneladas, estaba en ruta de China a Australia cuando sufrió una pérdida temporal de propulsión durante la marejada frente a la costa de Sydney el 24 de mayo.