El capitán del buque granelero AURORA CHRISTINE, atracado en Cilacap, al sur de Java, murió el 10 de mayo sentado en su silla.

Se entiende que el Master, de 52 años de edad, murió de algún tipo de derrame cerebrovascular, y el llamado coronavirus no tiene nada que ver con eso. Su cuerpo, sin embargo, fue retirado del barco de acuerdo con todos los protocolos de riesgo biológico, mientras que toda la tripulación fue sometida a pruebas de infección, no se encontraron pruebas positivas.

El barco con la carga de carbón arribó desde el sur de Kalimantan el 8 de mayo.