Recientemente ha sido un período de fuertes lluvias en la cuenca del Canal de Panamá, lo que ha llevado a las autoridades del Canal a reconsiderar el calado máximo autorizado para los buques que transitan por las nuevas esclusas de Neo-Panamax a medida que aumentan los niveles del Lago Gatún.

Con efecto inmediato y hasta nuevo aviso, el calado máximo autorizado permitido para los buques que transiten por las esclusas neo-panamax será de 13,72 m (45,0 pies) de TFW.

El Canal continuará monitoreando de cerca el nivel del Lago Gatún con el fin de anunciar los futuros ajustes al sistema, en forma oportuna.