El buque maderero Funing de China Navigation Company, que perdió la energía en el puerto de Tauranga, Nueva Zelanda, hace más de una semana, será remolcado para su reparación.

Se esperaba que el Funing, registrado en Singapur, terminara la operación de remolque esta mañana (14 de julio) tras haber anclado en forma segura fuera del Puerto de Tauranga después de haber perdido la energía el 6 de julio, cerrando temporalmente el puerto hasta que pudiera ser remolcado a una posición segura.

Una vez que se complete la prueba, el buque será remolcado al atracadero para su reparación y la investigación con Maritime New Zealand dijo que podría tomar hasta 14 días. Una vez que las reparaciones e investigaciones se completen, el Funing podrá continuar su viaje a China.

Maritime New Zealand dijo que después de la pérdida de potencia el 6 de julio el buque a la deriva enganchó las cadenas que sostienen una boya que marca el canal de navegación y las inspecciones de buceo han identificado daños en la hélice y el timón.