Un buque carguero fue atacado por la mañana el 10 de abril frente a Ghana, en el Golfo de Guinea.

Se trata un petrolero, BITU ATLANTIC (OMI 9382085, con 45986 dwt, con ruta desde Gibraltar a Lomé, Togo). El barco fue abordado por un buque sospechoso, perseguido durante algún tiempo, los perseguidores se separaron y huyeron en aproximadamente media hora. El buque tanque no se detuvo ni redujo la velocidad, y continuó el viaje.

IMRRA, el socio oficial de la FleetMon para la clasificación de riesgos de los buques, evaluó a este buque tanque con una clasificación de riesgo específico del 45% (01-APR-20), en comparación con el promedio de la flota del 36%.