La compañía naviera Arista Shipping, con sede en Grecia, está iniciando su camino hacia las operaciones inteligentes de transporte marítimo con un nuevo acuerdo sobre datos oceánicos firmado con la sociedad de clasificación ABS.

Según el acuerdo, la flota de Arista y los buques gestionados utilizarán los datos procesados de la aplicación Metocean Hindcast Data de ABS para guiar la toma de decisiones operativas.

El procesamiento de datos de ABS se aplica a más de una década de datos del modelo Metocean Hindcast de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos para determinar la velocidad del viento, la dirección del viento, la altura de las olas, el período de olas y la dirección de las olas correspondientes a la ruta de un buque específico. Esto puede compararse con las tolerancias operativas de un buque para guiar viajes más seguros, según el ABS.

«Este es un poderoso ejemplo del potencial de las tecnologías digitales para impulsar el rendimiento de seguridad y la eficiencia operativa», comentó Kashif Mahmood, Vicepresidente Senior de Soluciones Digitales de ABS.

«La ABS Metocean Hindcast Data Application está basada en la nube y disponible en cualquier momento y en cualquier lugar del mundo. Es el primer paso para Arista en el camino hacia las operaciones inteligentes de transporte marítimo y estamos orgullosos de asociarnos con ellos en este viaje», añadió.

«Las soluciones digitales pueden mejorar realmente la eficiencia de las operaciones. Los datos históricos del estado del viento y del mar son una aportación indispensable para un seguimiento preciso del rendimiento de la flota», dijo Antonis Trakakis, Director Técnico de Arista Shipping.

«ABS ha sido seleccionado para la provisión de este servicio en base a que puede ofrecer una mayor cooperación y apoyo para la evaluación y el manejo seguro de los datos a bordo de los barcos, y en última instancia para convertirse en un socio hacia un barco inteligente en un futuro cercano», continuó Trakakis.

Fundada en 2007, Arista Shipping posee y opera una flota de buques de tamaño Handysize y Supramax construidos en Japón y Corea del Sur. La compañía lidera el Proyecto Forward, que defiende que con el GNL como combustible, un diseño avanzado del casco y una maquinaria de propulsión altamente eficiente, será posible cumplir con el objetivo de la OMI de una reducción del 40 por ciento en la intensidad de carbono para el año 2030.