Aunque el Puerto Cañaveral está abierto y en funcionamiento, la actual situación de pandemia ha tenido un impacto significativo en los negocios del puerto, según un comunicado.

«En un esfuerzo por mitigar los desafíos económicos que enfrenta nuestro puerto, tomamos la difícil decisión de dar un permiso temporal a los empleados dedicados a las operaciones de cruceros y a los campos de negocios de recreación del puerto, cuyas funciones laborales no son requeridas para las operaciones actuales del puerto», dijo una declaración emitida por el puerto el viernes.

«Este permiso temporal es efectivo el 3 de abril de 2020 y se espera que dure hasta el 30 de mayo de 2020 y hasta que se reanuden las operaciones de las líneas de cruceros en el Puerto Cañaveral. Todos los empleados afectados han sido notificados y seguirán siendo trabajadores de la Autoridad Portuaria de Cañaveral durante el periodo de permiso».